Loading...

EL PACIENTE SIEMPRE LLAMA DOS VECES

Enfermera Saturada  

0


Fragmento

imagen

Empiezo a estar preocupada por el rumbo de mi vida. Es domingo y he madrugado. Pero así, sin más. No vayáis a pensar que me he levantado temprano porque tuviera turno de mañana en el hospital, o porque alguien con una guitarra se haya puesto bajo mi ventana a destrozar «Three Little Birds» de Bob Marley y ya no he sido capaz de volver a coger el sueño.

Ahora que lo pienso… Hace unas semanas que no lo oigo por la zona, y es que otra cosa no, pero a ese se le oye hasta en Orcasitas cada vez que coge la guitarra en Malasaña, ¡y sin amplificadores ni nada!

Rise up this morning…

la ra lá…

because every little thing…

gonna be alright…

Pero no, no. Algo no está bien, por mucho que la canción diga lo contrario. Puede que sea la edad y que empiece a estar mayor. Aunque todavía no demasiado; mientras no me ponga a hablar mal de las enfermeras recién graduadas aún hay esperanza, que eso de criticarlas es algo muy de enfermera mayor. El problema es que he madrugado sin más, sin despertador. Como esa gente que dice: «A mí me gusta levantarme temprano para aprovechar el día». ¿Qué pasa?, ¿que por la tarde las horas no duran sesenta minutos como por la mañana? Si duran menos que me avisen, que cambio todos los turnos de mañana por los de tarde. Es algo que nunca he entendido, pero que también es muy de enfermera mayor. Será por eso

Sigue leyendo y recibe antes que nadie historias como ésta