Loading...

LIBERTAD (CLAVES PARA UNA NUEVA FORMA DE VIVIR)

Osho  

0


Fragmento

Prólogo

Image

TRES DIMENSIONES DE LA LIBERTAD

LA LIBERTAD ES UN FENÓMENO TRIDIMENSIONAL. La primera dimensión es la física. Puedes ser esclavizado físicamente, y durante miles de años se ha vendido al hombre en el mercado como cualquier otra mercancía. Han existido esclavos en el mundo entero. No se les concedían derechos humanos: no se les aceptaba realmente como seres humanos, se les consideraba infrahumanos. Y todavía se trata a la gente como si fuera infrahumana. En India hay sudras, intocables. Gran parte de India todavía vive en la esclavitud, todavía hay áreas del país en las que esas personas no pueden estudiar, no pueden desempeñar otras profesiones que las estipuladas por la tradición hace cinco mil años. Incluso se considera que tocarles te vuelve impuro; tienes que bañarte inmediatamente. Incluso si no tocas a la persona, sino solo su sombra… también entonces tienes que tomar un baño.

Y en todo el mundo, el cuerpo de la mujer no se considera igual al cuerpo del hombre. Ella no es tan libre como el hombre. En China, durante siglos, el marido tenía derecho a matar a su mujer sin ser castigado, porque su esposa era su posesión. Igual que puedes romper tu silla o quemar tu casa, porque es tu silla, es tu casa; así era con tu esposa. En la ley china no había ningún castigo para el marido si mataba a su mujer, porque se pensaba que ella no tenía alma. Ella era tan solo un mecanismo reproductor, una fábrica para producir niños.

Image

La manera entera en la que educamos a los niños es para hacerlos esclavos: esclavos de ideologías políticas, ideologías sociales, ideologías religiosas. No les damos ninguna oportunidad de pensar por sí mismos, de buscar por sí mismos.

De modo que hay esclavitud física y hay libertad física: que tu cuerpo no está encadenado, que no está categorizado como inferior al de cualquier otro, que hay una igualdad en lo que concierne al cuerpo. Pero, inclu

Sigue leyendo y recibe antes que nadie historias como ésta