Loading...

Noticia

Luna Miguel y Antonio J. Rodríguez serán los editores en 2019 y 2020 

ARMADOS HASTA LOS DIENTES

Trabajar seis títulos para Caballo de Troya 2019 no significaba sólo «construir un catálogo joven», ni dar solamente continuidad a aquella ilusionante lista de nuevas voces que Elvira Navarro, Alberto Olmos, Lara Moreno y Mercedes Cebrián habían puesto con esmero sobre nuestra escena literaria. Nuestro deber aquí también era anunciar, asentar y reivindicar lo que tímidamente se había mostrado como la literatura de una nueva generación, esa cuyas fechas de nacimiento oscilan entre mediados de los ochenta y principios de los noventa, y que, por mucho que lo hubiera intentado, tardó en encontrar su espacio.

Nosotros, que admirábamos a las pocas pero importantes voces contemporáneas que desde el periodismo, el ensayo, la poesía y la ficción venían arrollando el panorama, nos propusimos impulsar el espíritu que recorría todos esos despuntes y tratar de construir no ya ese «catálogo joven», sino más bien delimitar el escenario al que como editores y creadores también deseamos pertenecer. Y dado que el sentimiento generacional es algo que va más allá de unas cuantas fechas de nacimiento, leyendo sus textos advertimos que en sus voces está el mundo al que pertenecemos, en sus reclamos nuestros reclamos y en sus combates nuestras armas.

Que Víctor Parkas (Barcelona, 1990) y Aixa de la Cruz (Bilbao, 1988) den comienzo a 2019 con dos textos singulares e incómodos sobre feminismos no es casualidad. El primero, cual puño americano, ha escrito Game Boy, un recopilatorio de relatos y columnas de opinión en los que pone contra las cuerdas la manida idea de las «nuevas masculinidades». La segunda, cual navaja plateada, nos entrega Cambiar de idea, su primer y ambicioso texto de no ficción, con el que demuestra que detrás de la Aixa de la Cruz a la que todos admirábamos como narradora se escondía una excelente e incómoda pensadora.

Tras ellos, José Ignacio Carnero (Bilbao, 1986) nos entrega el revólver de Ama, un texto memoralístico que es al mismo tiempo la autobiografía emocional de quienes nacieron en el seno de una familia trabajadora y que en el momento de «cumplir sus sueños» chocaron de lleno contra el muro de la crisis económica, pero también contra la grisura del mundo corporativo.

Cierran el año las narrativas novísimas de Marina L. Riudoms (Barcelona, 1983), Anna Pacheco (Barcelona, 1992) y Abella Cienfuegos (Asturias, 1984), que se nos revelan cuales granadas de mano con los textos Había una fiesta, Listas, guapas, limpias y Cómica tres textos radicalmente distintos pero en los que diferentes experiencias traumáticas llevarán a las protagonistas de sus respectivas novelas de iniciación a cuestionarse sobre su papel en el mundo, siempre desde el humor y la ironía, y siempre con un cuestionamiento de los roles de género, de la precariedad y de la política, que convierten sus obras en algo absolutamente generacional.

Armados hasta los dientes, damos comienzo a este Caballo de Troya bicéfalo que tiene en 2019 apenas su comienzo y que cerrará con más textos de velocidad y combate en octubre de 2020. Hasta entonces, seguiremos ejercitando los músculos, poniendo los ladrillos, pintando las paredes y las cubiertas de rosa.

En fin, como quien dice, nos vemos en los libros.

Luna y Antonio

Boletín de Caballo de Troya

Compártelo: